Actividad de aprendizaje 2. Estudiantes, estrategias y espacios para la Universidad del siglo XXI

Actividad de aprendizaje 2.
Estudiantes, estrategias y espacios para la Universidad del siglo XXI

La ruta de la alfabetización digital en la educación superior: una trama de subjetividades y prácticas
Es importante motivar al docente para utilizar las TIC de manera didáctica y prudente, ya que los estudiantes de generaciones actuales y futuras, accederán a la universidad con niveles importantes en habilidades informáticas, por lo que resulta necesario replantearnos la necesidad de una alfabetización digital continúa y actualizada para todos los docentes y facilitadores, donde cada actividad se encuadra en un objetivo de aprendizaje y los medios tecnológicos (sitios web, bibliotecas digitales, materiales multimedia, correo electrónico, foros, blogs) se incorporan como herramientas didácticas para lograr la construcción del conocimiento”
Las Instituciones de Educación Superior están encausada a apoyar la formación pedagógica y tecnológica de sus docentes, ya que estas se han convertido en una necesidad, en virtud que tecnología está abarcando nuevos espacios sociales y educativos; así por ejemplo, se observa que las universidades están incorporando sofisticados centros y laboratorio de cómputo, invirtiendo en software educativos, integran programas educativos y administrativos, plataformas virtuales como Moodle, donde el docente o facilitador puede diseñar sus cursos en línea y disponer su clase de manera distribuida, es decir; durante el curso se diseñan sesiones presenciales combinadas con actividades virtuales en la plataforma, donde los estudiantes y/o alumnos, deberán ingresar para trabajar sus actividades y tareas; todo ello con el fin de ampliar su cobertura informática y brindar de mayores servicios, tanto a docentes como a los estudiantes.

Contexto global y regional en América Latina y el Caribe
De acuerdo con, Axel Didriksson, la innovación no surge inmediatamente, afirma que “no ocurre de manera espontánea…requiere ser organizada, dirigida, administrada, de tal manera que los cambios que sucedan en la estructura académica básica y en los sectores que la defienden, tiendan a presentar, cada vez más altos y frecuentes niveles de innovación y creatividad”
Es pertinente señalar, en el caso de nuestro interés, la innovación educativa, es un “todo”, ya que la conforman diversos elementos, por ejemplo: autoridades educativas universitarias, instituciones de educación superior, docentes, estudiantes, procesos administrativos, académicos y desde luego, tecnológicos, cuya función será encaminada a alcanzar los nuevos aprendizajes significativos. La alfabetización digital conforme es una parte didáctica, de la formación pedagógica integral que deberán poseer los docentes y facilitadores universitarios.

Hiperapendizaje en la Educación Superior
La alfabetización no solo consiste en aprender a leer y escribir, de acuerdo a Paulo Freire; sino consiste, en razonar y comprender lo que se lee como lo que se escribe. Este proceso alfabetizador es coherente, es un gran avance en diversos sistemas educativos, no obstante, cuando hablamos de alfabetizar a un docente, pudiera entenderse como algo ilógico y hasta incongruente, cuando es el mismo docente quien tiene la ardua tarea de enseñarnos esta habilidad. La alfabetización digital a la que hacemos referencia, consiste en primer término en conocer su significado, por ejemplo Gutiérrez Marín afirma que “no sólo es el acceso a Internet, no tan solo como aspecto técnico, sino que ha de capacitar para trabajar y mejorar el nuevo entorno, para hacer un uso responsable de la red y contribuir a democratizar el ciberespacio”

2. Con base en la lectura que ha realizado, identifique:
Las potencialidades de la Universidad en un contexto sociodigital y/o la sociedad del conocimiento
La educación superior debe prepararse ante el cambio, no solamente en su estructura física, sino también en la revisión de los programas curriculares, en los tipos de valores que imparte a sus estudiantes que forma, las estrategias que debe utilizar para tratar de unir a la universidad con su entorno y expresar las condiciones que esta debe poseer para poder asumir su rol de liderazgo en la comunidad, claro está sin perder su misión de generadora, transformadora y extensora e los conocimientos y los avances científicos tecnológicos.

Los retos que debe afrontar la Universidad en América Latina frente a la brecha digital
La universidad se encuentra en desventaja ante los cambios socioeconómicos y culturales. Ha dejado de ser una institución que abarque todos los campos del saber y del saber hacer, solo se ha limitado al campo de la teorización y ha dejado de lado lo técnico superior, tiene que ser incluyente en este nivel.
La universidad tendría que replantearse, tomar conciencia crítica y descubrir los elementos fundamentales para su accionar.

Nuevos espacios de trabajo le ofrece la Universidad a usted como profesional de la educación y qué desafíos le plantea
La educación superior está llamada a jugar un papel cada vez más importante no solo en la formación de profesionales, sino fundamentalmente en la generación de nuevos conocimientos, que respondan a las necesidades de la sociedad actual en el corto, mediano y largo plazo. Si nos referimos a la llamada sociedad del conocimiento, la formación profesional ya no solo debe centrarse en el desarrollo de ciertas habilidades especializadas, sino también de la capacidad para resolver o capacitarse ante los problemas imprevistos que se puedan presentar por la implementación o desconocimiento de las Tics. Tal y como lo menciona Mónica Perazzo.

Cómo responde la Universidad en qué se desempeña ante estas oportunidades y desafíos;
Las nuevas exigencias de la sociedad está a la vanguardia de una rápida evolución, que en gran medida proporcione a sus Docentes los conocimientos que necesitan para el desempeño de su actividad y los nuevos entornos de las tecnologías, la actualización y renovación de sus conocimientos a lo largo de toda la vida, especialmente en los entornos de profesionalización y en la formación continua.

Cómo se ubica usted en ese entorno
Me ubico como partícipe de esa creciente necesidad de capacitación y mejora continua para poder responder a los retos actuales de la educación

3 Elabore una tabla en donde concentre estos aspectos que se le solicita identificar. Al final de su tabla elabore una conclusión de no más de media página.

Análisis Perazzo, Mónica Didrikson, Axel Obando Freire,
Potencialidades de la Universidad en un contexto sociodigital y/o la sociedad del conocimiento; La tecnología como nuevos modos de percepción
Aprendizaje colaborativo a través de redes digitales Interactuar a nivel internacional con actividades académicas integradas Trabajo colegiado en la facilitación del aprendizaje. ( proceso dual)
Retos que debe afrontar la Universidad en América Latina frente a la brecha digital. Brecha de la realidad social y cultural

No incluye variables : espacio físico, cantidad y regularidad entre actores, tamaño y composición de los grupos de aprendizaje
Nuevas competencias requeridas: la lectura, producción e interpretación de textos hipertextuales e hipermediales escasa investigación académica y su vínculo con el sector productivo
escaso énfasis en el perfil del egresado
Paradigma conectivista
Rol del Docente como Agente activo ante el paradigma conectivista
Desarrollo de una sociedad a partir del Hiperaprendizaje
Nuevos espacios de trabajo le ofrece la Universidad a usted como profesional de la educación y qué desafíos le plantea De acuerdo con Mónica Perazzo las brechas en la tecnología: plataformas educativas, moodle.
Algunas instituciones las contemplan por ende hay espacio de trabajo Investigación:
desarrollo de Material Tecno Pedagógico
Reuniones de academia en universidad con la modalidad presencial
Cómo responde la Universidad en qué se desempeña ante estas oportunidades y desafíos.
Ofreciendo capacitación tanto a los estudiantes como a los docentes a la incorporación del uso de las Tics. Mediante los cursos de capacitación para los docentes Mediante los espacios de interacción.
Cómo se ubica usted en ese entorno Aplicando evaluaciones Diagnosticas sobre la educación a distancia La vinculación de las actividades entorno a la investigación. Comprometiéndome con la capacitación para atender las deficiencias identificadas

Conclusión
En este sentido es urgente revisar los paradigmas curriculares en los cuales se sustenta la educación universitaria en países de Latinoamérica, por los pobres resultados en el campo de la investigación básica y aplicada y en la poca capacidad de respuesta por parte de los profesionales frente a los retos que le plantea la sociedad actual.
El desafío en el contexto socio digital radica principalmente en disminuir la brecha digital y la incorporación e inmersión que nosotros como inmigrantes digitales.
El diseño de programas de estudio requiere de un esfuerzo notable tanto por parte de los investigadores como también de trabajo y vinculación con empresas y en general el área laboral, con el fin de proveer a la sociedad egresados capaces de afrontar los retos sociales y profesionales que el entorno exige.

TABLA ACTIVIDAD INTEGRADORA NODO 1

Tabla actividad integradora Nodo 1

Retos de la Universidad en el contexto socio digital Retos de mi práctica educativa en relación a los retos de la Universidad Caminos y/o estrategias para afrontar los retos
Mas sobre el aprendizaje, y menos sobre la enseñanza Fortalecer mi capacidad en la docencia mediante la educación continua Propiciar el aprendizaje constructivista entre docente y alumnos
Más atención al estudiantes y menos poder al docente Guiar a los estudiantes a la educación como una acción continua, que evoluciona y se adapta a las necesidades y exigencias de un mundo globalizado. Conocer las necesidades reales de los estudiantes. 
Más enfoques sobre las exigencias de la sociedad Enfocarme a conocer las necesidades de mis estudiantes Tener planes de estudios a satisfacer las necesidades reales de la sociedad
Más atención en el desarrollo de destrezas y habilidades y menos sobre la adquisición de conocimientos Aplicar teorías de aprendizaje constructivo a mi práctica educativa Aplicar y continuar con los planes de educación continua para la planta docente
Promover y promocionar la educación en línea Promoviendo y apoyando el uso y manejo de herramientas tecnológicas de la educación. Apoyar a estudiantes y docentes en el uso eficiente de la TICS.

 

El presente ensayo tiene el propósito de analizar diversas concepciones de la comunicación educativa que han sido construidas y publicadas por estudiosos de los campos de la comunicación y de la educación, para poner en la mesa de discusión sus comprensiones en torno a este enfoque. Se parte de la distinción entre quienes vinculan la comunicación educativa a la intervención de medios de comunicación y otros autores que presentan una visión más amplia del término, orientada a logros educativos. Considerando rasgos importantes de esta segunda perspectiva, se proponen ideas concretas para aplicar la comunicación educativa en procesos formativos en línea, de tal manera que sea posible alcanzar mejores resultados de aprendizaje.

INTRODUCCIÓN

La educación en línea, una modalidad en proceso de consolidación –al menos en países en vías de desarrollo–, necesita fortalecerse con la implementación de enfoques y perspectivas que se encaminen al logro de aprendizajes.

La comunicación educativa es precisamente una de las alternativas para lograr este cometido y sobre la cual se centra el presente ensayo. En el primer apartado, el lector encontrará un análisis de sus distintas concepciones para tener un marco de referencia que permita destacar las características esenciales de este enfoque. Posteriormente, en un segundo apartado, se exponen algunos planteamientos sobre su aplicación, que convendría llevar a cabo en programas que se desarrollan en línea.

Por último, en las conclusiones se apuntan ciertos desafíos que deberá enfrentar el educador que pretenda impartir un curso en línea, bajo las consideraciones de la comunicación educativa.

REFLEXIONES CONCEPTUALES SOBRE LA COMUNICACIÓN EDUCATIVA

A través de la revisión de diversos autores, es posible identificar distintas perspectivas alrededor de este campo, enfoque o espacio interdisciplinario en el que convergen principalmente fundamentos teóricos de la comunicación y de la educación.

¿Qué se entiende por comunicación educativa? Sin duda, es un concepto amplio en el que se ha considerado, por supuesto, el vínculo indiscutible entre comunicación y educación, la utilización de medios masivos de comunicación y tecnologías digitales en procesos formativos, la preparación de educadores en la incorporación de recursos mediáticos para la enseñanza y el aprendizaje, incluso la pedagogía de la comunicación y, más recientemente, paradigmas de comunicación para el desarrollo y la transformación de realidades sociales.

En un primer bloque encontramos autores y organismos que sostienen una concepción de la comunicación educativa en la que necesariamente figuran los medios de comunicación, tal es el caso de González Mendoza (2001), para quien este término comprende un uso intencionado de dichos medios –impresos, audiovisuales, informáticos y de telecomunicaciones– en contextos escolarizados y también en ámbitos educativos no formales.

Además del uso de medios en la educación, el autor mencionado considera que la comunicación educativa significa impulsar e investigar la utilización, impacto y efectos de los medios en situaciones educativas de distinta naturaleza, desde las más convencionales o tradicionales hasta las más novedosas.

Por su parte, la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) concibe que es una disciplina encaminada a la educación no sólo de los medios, sino con, a través, y sobre los medios, de tal forma que permita a los educandos capacitarse en el lenguaje técnico-discursivo de los mismos (Sierra Caballero, 2000).

La definición de este organismo internacional coincide en parte con los planteamientos de la educación para la recepción, que iniciaron desde la década de los ochenta como una forma de protección ante la irreversible penetración de los medios de comunicación, para preparar a las audiencias en la exposición crítica de los mensajes que transmiten.

Enseguida se revisarán las concepciones de comunicación educativa de otros autores, cuya visión se extiende y orienta preferentemente a elementos de orden educativo, restando protagonismo a los medios de comunicación e inclusive dejándolos fuera, perspectiva con la que personalmente estaría más de acuerdo la autora de este texto.

Alonso del Corral (2004) señala, por ejemplo, que la comunicación educativa comprende diversos procesos de interacción humana que “…conllevan una intencionalidad educativa en la producción y/o en la recepción de los mensajes” (p. 141); y aunque surge especialmente en los procesos de aula, se despliega hacia diferentes ámbitos sociales formales y no formales.

Al hacer un análisis de acepciones más recientes, Amayuela Mora (2003) afirma que en definiciones actuales de Comunicación Educativa destacan “…el papel de la interacción y de la elaboración conjunta de significados, el intercambio entre los participantes como característica esencial del proceso docente…” (p. 3).

Fernández González (2000), autora de origen cubano, agrega en su definición de este concepto que es necesario un propósito de desarrollo y una clara intención de lograr el crecimiento personal, cuando menos para uno de los interlocutores que establecen un vínculo de comunicación educativa.

Es importante mencionar que tanto para Alonso como para Fernández, la comunicación educativa no es una característica exclusiva de contextos docentes, sino que se aplica en otros ámbitos donde se proponga directa o indirectamente educar, como puede ser la familia, el trabajo comunitario y por supuesto, los medios masivos de comunicación.

Aunado a lo anterior, dos aspectos por demás interesantes son compartidos por Nieto Olivar (2006), quien ofrece otra perspectiva de la comunicación educativa:

La acción-relación dialógica como pieza clave de este proceso que posibilita transformaciones individuales y sociales.

La tendencia a modelos socioconstructivistas que privilegian el aprendizaje autónomo de los sujetos.

Es conveniente hacer notar que esta propuesta de Nieto nos lleva a una concepción más completa de la comunicación educativa, en la que no solamente hay un intercambio de mensajes entre individuos que intentan lograr un aprendizaje, sino que implica también establecer un diálogo significativo entre las partes, promover la responsabilidad por el propio aprendizaje y construirlo en escenarios sociales donde la colaboración es básica, ya que se aprende a partir de la relación con los demás.

De igual manera, es importante considerar concepciones del término más integrales, como la que presenta Sierra Caballero (2000). Para este autor, la comunicación educativa es “…un marco de trabajo que trata la integración del estudio complejo de las relaciones entre información, comunicación, tecnología, educación y cultura” (p. 41).

De manera más específica, agrega que se trata de una perspectiva científica para el estudio tanto teórico-metodológico como práctico de procesos en los que se produce, transmite, procesa y adquiere información para el aprendizaje mediante canales a nivel interpersonal y hasta el nivel masivo.

Todo lo anteriormente expuesto permite señalar que la comunicación educativa no se restringe a la mera asociación de medios tecnológicos y espacios formativos, o a su integración en procesos de enseñanza y aprendizaje de los distintos niveles educativos. Se entiende, por lo tanto, como un proceso que tiene lugar en situaciones diversas con la finalidad de crear un clima favorable que ayude en la optimización de actividades de aprendizaje, así como en las relaciones que se entablan no sólo entre educador y educando, sino entre un colectivo que puede ser o no estudiantil.

En un intento por resaltar los rasgos principales de la comunicación educativa, a partir de las definiciones y consideraciones previas, se mencionan los siguientes:

Es un proceso en el que intervienen educador y educando(s).

Contempla al diálogo como elemento central del proceso.

Se circunscribe en modelos socioconstructivistas del aprendizaje.

Existe una intención expresa de educar para el desarrollo personal.

Propicia un clima favorable entre los participantes.

Busca optimizar actividades de aprendizaje hacia el logro de objetivos programados.

Apoya la relación entre educadoreducando( s) y entre educandos.

Promueve el intercambio y el aprendizaje colaborativo entre educandos.

No intervienen necesariamente medios de comunicación y otros recursos tecnológicos.

Las características de la comunicación educativa enunciadas, así como las concepciones en las que se insertan, constituyen referentes idóneos para lo que se plantea en el siguiente apartado.

APLICACIÓN DE LA COMUNICACIÓN EDUCATIVA EN LINEA

Los entornos virtuales de enseñanza y aprendizaje se encuentran en una fase de notoria expansión, de ahí que cada vez más instituciones educativas incluyen en su oferta programas de pregrado y posgrado que se desarrollan parcial o totalmente en línea.

Esta situación demanda una reestructuración en el diseño curricular para adaptarse a la modalidad educativa en cuestión y de manera particular, el aspecto comunicativo requiere especial atención por los motivos que a continuación se especifican:

La educación en línea exige una interacción constante entre educador y educandos para contrarrestar el posible aislamiento que experimentan algunos de los participantes.

El logro de aprendizajes significativos se favorece si la comunicación es pertinente, clara, precisa y oportuna.

La estimulación al diálogo entre la comunidad educativa propicia la construcción de aprendizajes individuales y colectivos.

La disposición y apertura hacia la comunicación deben hacerse presentes en el educador y en el grupo de educandos.

Estos y otros señalamientos que propone García Aretio (2001) sientan las bases para considerar un enfoque de comunicación educativa que derive en una adecuada conducción de cursos en línea, con el fin de alcanzar sus propósitos formativos.

Si se retoman los rasgos de la comunicación educativa, será conveniente tener en cuenta que la interacción que se promueva en los entornos virtuales se contemple dentro de un modelo co-gestionario o de gestión conjunta del aprendizaje. Esto significa que los educandos sean sujetos autónomos, interesados en lo que aprenden, con capacidad crítica y reflexiva; y los educadores, sean facilitadores del aprendizaje, promotores del diálogo y la discusión, abiertos al aprendizaje que puedan obtener de sus estudiantes.

Precisamente, esta construcción social del aprendizaje necesita del diálogo como elemento central, de tal forma que los emisores y receptores que participan en la comunicación educativa alternen sus papeles para convertirse en emirecs1 (Alonso del Corral, 2004), de ahí la importancia de impulsar la participación a través de espacios de discusión. Aunado a ello, y de acuerdo con Kaplún (2005), “… se llega a la plena posesión de un conocimiento cuando existe la exigencia –y a la vez la oportunidadde comunicarlo a otros” (p. 4).

Lo anterior también requiere un trabajo colaborativo estimulado por el docente en línea, y en este sentido, ya advertía el mismo Kaplún que en la educación a distancia se fortalece la cooperación y el trabajo en equipo, el coaprendizaje, que necesariamente significa propiciar líneas de comunicación no sólo bidireccionales sino multidireccionales.

Por otra parte, un enfoque de comunicación educativa, con las características señaladas en el primer apartado de este ensayo, representa diseñar actividades en línea en las que se definan los procesos comunicativos; es decir, determinar las funciones del educador y educandos, situaciones de aprendizaje y selección de herramientas y recursos disponibles en las plataformas educativas que sean más adecuados para la comunicación. Es evidente que el profesor cuenta con espacios virtuales más favorables al diálogo y al trabajo colaborativo, como son los foros, las salas de chat, los sistemas de mensajería interna, el wiki y los glosarios.

Otros recursos de las plataformas, como las tareas y los diarios, pueden utilizarse para la comunicación bidireccional entre educador-educando, siempre y cuando el profesor retroalimente en esos espacios; sin embargo, las actividades que ahí se realicen serán generalmente individuales y limitadas para la comunicación grupal.

Si, además, ha de crearse un clima favorable para el aprendizaje y las relaciones interpersonales en línea, es importante señalar que la comunicación de los involucrados deberá caracterizarse por el respeto y la tolerancia a ideas contrarias; así como una actitud para aportar al grupo, buscando el desarrollo personal y el de los interlocutores. Es claro que esto que se menciona implica no sólo apertura y disposición, sino que debe haber una formación orientada a la comunicación educativa.

Quienes tienen bajo su responsabilidad la coordinación de cursos en línea, deben aprender a comunicarse en ambientes virtuales, lo que significa, entre otros aspectos, hacer una lectura activa e inteligente de los mensajes y aportaciones que reciben de sus estudiantes, ser competentes en la expresión escrita, retroalimentar constantemente y en síntesis, acompañar comunicativamente a lo largo de un proceso formativo de esta naturaleza.

CONCLUSIONES

Es innegable que para educar es necesario hacer uso de la comunicación y, por el contrario, se sabe que no siempre la comunicación educa o busca educar al otro; es por ello que en espacios de enseñanza y aprendizaje donde media la distancia física entre profesor y estudiantes la comunicación educativa es aún más importante.

No basta con desarrollar un curso en línea donde el profesor sólo ofrezca indicaciones, materiales y tal vez acuses de recibo de las tareas elaboradas por los estudiantes, privilegiando una línea unidireccional de la comunicación. Tampoco es suficiente la retroalimentación escueta al trabajo realizado, evidenciando falta de atención y lectura analítica a través de mensajes estandarizados. Se requiere que interactúe con sus educandos, que se interese por su desarrollo, que los motive a la reflexión y a la puesta en común.

Sin duda, aplicar la comunicación educativa en entornos virtuales es un compromiso, una labor no fácil de llevar a cabo debido al tiempo que debe invertirse para atender a cada estudiante y al grupo en su conjunto. No obstante, quienes hemos intentado introducir esta perspectiva en la educación en línea somos conscientes de sus implicaciones, pero también estamos convencidos de sus posibilidades para obtener mejores resultados educativos en esta modalidad que deberá consolidarse como una alternativa de calidad en nuestro país.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

Alonso del Corral, A. (2004). Los medios en la comunicación educativa. Una perspectiva sociológica. México: Ed. Limusa / Universidad Pedagógica Nacional.

Amayuela Mora, G. (2003). Comunicación educativa en el contexto universitario. Didac, núm. 41, pp. 2-5.

Fernández González, A. M. ((2000, julio). Retos y perspectivas de la comunicación educativa en la era de la tecnología de la información y las comunicaciones. Contexto educativo. Revista digital de educación y nuevas tecnologías, núm. 9. Recuperado el 2 de abril de 2010 de

http://contexto-educativo.com.ar/2000/7/nota-04.htm

García Aretio, L. (2001). La educación a distancia. De la teoría a la práctica. Barcelona: Ariel Educación.

González Mendoza, L. H. (2001). La comunicación educativa en horizontes sociológicos (Col. Los trabajos y los días). México: Universidad Pedagógica Nacional.

Kaplún, M. (2005). Del educando oyente al educando hablante. Perspectivas de la comunicación educativa en tiempos de eclipse. Diálogos de la Comunicación, núm. 3. Recuperado el 28 de enero de 2010 de

http://www.dialogosfelafacs.net/dialogos_epoca/pdf/37-02MarioKaplun.pdf

Nieto Olivar, J. M. (2006, julio). Para intentar encontrarnos: comunicación educativa en la promoción de derechos humanos sexuales y reproductivos con adolescentes. UNIrevista, vol. 1, núm. 3. Recuperado el 5 de junio de 2010 de

http://www.unirevista.unisinos.br/_pdf/UNIrev_Nieto.PDF

Sierra Caballero, F. (2000). Introducción a la Teoría de la Comunicación Educativa. España: MAD, S.L.

LA COMUNICACIÓN Y LOS MEDIOS EN LA FORMACIÓN A DISTANCIA

Las nuevas tecnologías de la comunicación posibilitan diferentes formas de comunicación entre profesores, institución educativa y alumnos, independientemente del lugar físico que donde se hallen cada uno de los sujetos en la formación abierta y a distancia.

New technologies in communication enable changes in forms of communication between professors, educational institutions and students physically separated in a correspondence education relatronshig.

DESCRIPTORES: Formación a Distancia, Nuevas Tecnologías de la Información.

 

La formación abierta y a distancia puede que se convierta en uno de los modos educativos más usuales en la educación superior, en la formación permanente, en la formación ocupacional, etc. de cara a un futuro próximo. Si esto es así, debemos atender a una educación a distancia eficiente y eficaz. Unidos a la necesidad creciente de una formación abierta, se hallan los avances en el terreno de las telecomunicaciones, los cuales pueden proporcionar nuevas posibilidades metodológicas y nuevos modelos educativos para la educación abierta y a distancia.

El propósito de este artículo no se encuentra en el análisis de las posibilidades que estas nuevas tecnologías de la información y de la comunicación ofrecen en el campo educativo sino que, a partir de estas intentaremos analizar las formas de comunicación que se establecen entre profesor y alumnos y entre la instutución educativa y el usuario en el marco de la formación abierta y a distancia.

 

  1. Formas de comunicación en la formación a distancia.

La característica general más importante del estudio a distancia es, según Holmberg (1985; 1991), que éste se basa en la comunicación no directa entre los actores del proceso, puesto que el alumno y el profesor se encuentran físicamente separados, durante una parte o la mayor parte del tiempo que dura el programa.

Otras características, según este mismo autor son:

* que el estudio a distancia está basado en un curso o cursos preproducidos para el estudio individual o autoinstructivo, pudiendose llevar a cabo sin la presencia directa del profesor. Cobrando de esta forma gran importáncia el diseño de materiales de alta calidad para el estudio, estos pueden ser impresos, materiales en soporte de audio, vídeo o informáticos, entre otros.

* con un sistema de apoyo a la comunicación entre los estudiantes y la administración del curso, sea esta la universidad o cualquier institución dedicada a la formación a distancia. Estableciendo entre ellos una forma de comunicación bidireccional basada en los trabajos o tareas que el alumno debe llevar a cabo y presentar a la institución. Estas tareas son devueltas a los alumnos una vez corregidas o evaluadas por los formadores. Los medios más utilizados para esta comunicación que Holmberg nombra como comunicación de ida y vuelta son el correo postal (la comunicación escrita por cartas), el teléfono y ocasionalmente el fax.

* la formación a distancia tiene en cuenta el estudio individual sin necesidad de la interacción directa, cara a cara con los formadores del curso

* es una forma de comunicación masiva, ya que un curso preproducido se dirige a grandes grupos de estudiantes al mismo tiempo, aunque no impiden la comunicación personal en forma de diálogo.

Así, un sistema de formación a distancia implica, en principio, el estudio individualizado y generalmente en una situación de estudio aislada, aunque el estudiante, para romper con esta situación, se vale de la estructura de un curso y cuenta con el apoyo de la institución productora y de la interacción con los profesores tutores del curso, conformando una especie de diálogo didáctico entre los creadores del curso y los estudiantes.

La relación comunicativa entre profesores y alumnos suele ser no presencial, aunque el estudio puede combinarse con sesiones cara a cara. La distancia geográfica, el tiempo requerido para asistir a sesiones presenciales, y el costo que supone para los estudiantes, hacen que estas sesiones sean muy reducidas; además a estos motivos se les pueden añadir otro referidos a las características de los estudiantes a distancia. Estos suelen ser adultos, con un trabajo, con falta de falta de tiempo y con otras responsabilidades personales que condicionan el estudio y su disponibilidad para éste.

Los propósitos de la comunicación didáctica bidireccional son en general (Holberg, 1985):

* apoyar la motivación y interés de los estudiantes a través del contacto con un instructor y asesor que los estimule;

* apoyar y facilitar el aprendizaje del estudiante haciendo que este aplique los conocimientos y capacidades adquiridos y se sirva de los comentarios, sugerencias y explicaciones de los formadores;

* evaluar el progreso de los estudiantes con tal de proporcionarles un instrumento adecuado para juzgar una situación y sus necesidades educativas, y mediante el cual se asignen puntuaciones.

Además de servir como feed-back a las administraciones del curso para modificar o adecuar la programación del curso a las necesidades e intereses de los alumnos.

Esta comunicación, como ya se ha dicho se aplica tanto a las tareas querealizan los alumnos y que luego son corregidas por los profesores, siendo por tanto una comunicación estructurada, planificada, como a la comunicación no estructurada, referida al asesoramiento o la orientación a los estudiantes.

Normalmente los cursos a distancia proponen preguntas o problemas que el alumno deberá contestar o resolver, la realización de proyectos de investigación, informes, memórias, ensayos etc. que deberan presentar a los profesores para su comentario, evaluación y/o corrección; además algunas instituciones ofrecen como forma de comunicación complementária, la posibilidad de que sus alumnos expongan preguntas formuladas por ellos mismos, donde planteen la necesidad de mayor información sobre un tema, sobre otras lecturas, o aspectos de implementación práctica de un estudio (Holberg, 1985).

Los estudiantes a distancia necesitan de un servicio de asesoramiento o tutoria, tanto de caracter puramente informativo como de tipo motivador más personal. Los alumnos requieren información acerca de las líneas de estudio que les interesan, como son y sobre el tipo de salidas profesionales o académicas que posibilitan; acceso a la orientación personal y consejo durante el estudio, antes de la matriculación y durante el transcurso del curso. Este tipo de asesoramiento se basa en ofertar información sobre las características y métodos del programa, sobre los requisitos previos de los estudiantes, sobre el nivel de conocimientos de estos sobre la materia o destrezas reales para un objetivo concreto, sobre sus expectativas, etc. Este tipo de comunicación suele realizarse mediante el envío de cartas, o a través de entrevistas telefónicas, aunque tambien puede llevarse a cabo en encuentros cara a cara.

La función de asesoramiento puede ser asumida por un servicio especializado para ofrecer cierta clase de orietación o ayuda a los alumnos, aunque en algunas instituciones por ejemplo la Open University combinan la función de instructor y la de orientador.

 

  1. Los medios en la comunicación didáctica a distancia.

Respecto a los medios utilizados para la comunicación didáctica, estos suelen limitarse a la comunicación escrita, gravada en audio o video y telefónica, tambien el fax, y las emisiones de rádio o televisión

Los materiales del curso generalmente se presentan de forma impresa o complementados con cintas de audio o de vídeo, y se pide a los alumnos que respondan a las tareas mediante ejercicios escritos. El teléfono suele usarse para la comunicación de asesoramiento o para la realización preguntas libres, estas pueden ser de forma sincrónica o asincrónica; en este último caso el estudiante formula sus preguntas a un contestador automático y posteriormente recibirá la contestación del profesor, después de que este ha escuchado el mensaje y estudiado su solución.

Existen otras formas de telecomunicación disponibles para la educación a distancia que empiezan a utilizarse y que suponen distintas formas de comunicación entre los alumnos; entre el profesor y el alumno; y entre la administración del curso con sus estudiantes, atravesando incluso fronteras nacionales¼ Entre estas, la comunicación mediada por ordenador es la que actualmente ofrece mayores posibilidades. Tal vez, a juzgar por la literatura publicada en los ultimos años, ésta sea la tecnología de la comunicación que actualmente esté teniendo una aplicación de más rápida y creciente en el campo de la formación a distancia (Romizowsky, 1990).

En las líneas que siguen, sin pretender hacer un análisis riguroso de todos los medios utilizables, y ni tan siquiera de las posibilidades que ofrecen estos medios, presentamos las características básicas de algunos medios en cuanto a su potencialidad comunicativa utilizable en la educación a distancia. Los diferentes medios y sujetos que interactuan en un proceso de enseñanza -aprendizaje por medio de una red de cable forman parte de un único ciberespacio, e incluso de un espacio cultural. Este, el ciberespacio, se nos presenta como un instrumento conceptual que permite redefinir el lugar en que se puede llevar a cabo este proceso de enseñanza-aprendizaje, independientemente del lugar físico que ocupen cada uno de los sujetos y los medios implicados y que da lugar a un nuevo modelo de enseñanza, basado en la utilización de las nuevas tecnologias de la comunicación (Martínez, 1994)

A continuación expondremos las principales características de algunos de estos medios (la videoconferencia, el correo electrónico, el hypertexto y el videotex), que como veremos estas características se conforman como ventajas educativas. En cuanto a las limitaciones que estos medios ofrecen, en general son el costo y la necesidad de disponer de un equipamniento específico.

 

° La Videoconferencia.

Este es un medio que puede conectar grupos de estudiantes y profesores separados geográficamente. Consiste en la conexion, mediante mensajes visuales y auditivos, enviando y recibiendo al mismo tiempo señales de video provenientes de cámaras situadas en las diferentes salas donde se realiza la conferencia a través de la red telefónica.

Por ejemplo, un profesor o experto en un tema específico, puede estar dando una clase presencial a un grupo concreto y esta sesión puede ser emitida a diferentes grupos simultáneamente; con lo cual se abre la posibilidad de intervenciones entre los públicos de diferentes lugares de forma inmediata.

La señal real de vídeo enviada puede complementarse con imágenes escaneadas, gráficos generados por ordenador, etc.

Entre las ventajas que este medio ofrece podemos destacar: la posibilidad de llegar a areas remotas intervenciones directas de profesores especialistas en un tema concreto, la posibilidad de intercambio de opiniones en un debate, una mesa redonda etc, donde el público o los participantes de la mesa intervienen desde puntos geográficos diferentes, etc.

 

° El Correo electrónico.

Se trata de una forma de intercambio de mensajes generados por un ordenador a otro ordenador remoto que esté conectado a la red. En general se refieren a una comunicación asincrónica, es decir, que la comunicación no se realiza en tiempo real, al igual que en la comunicación por correo postal, pero esta comunicación tranfiere las barreras impuestas por horarios fijados para la comunicación, zonas horarias geográficas, etc. Aunque, si lo comparamos con la escritura de cartas estos son prácticamente instantáneos, en cuanto que el receptor recibe el documento inmediatamente después de ser enviado. Quizá estos sean los tipos de comunicación mediada por ordenadores más usados.

Existen dos modalidades básicas de comunicación telemática basadas en el correo electrónico, estas son la mensajeria de cartas o comunicación de individuo a individuo, y las listas de discusión o conferencias electrónicas como comunicación de individuo a un colectivo, y a la inversa. (Descy, 1993).

* Mensajeria de cartas o documentos personales. Es una forma de comunicación de uno-a-uno donde el emisor envia un documento a otro individuo o ordenador que se encuentra conectado a la red, este lo recibe en su buzón electrónico. Así, por ejemplo este tipo de comunicación resulta bastante útil para los servicios de comunicación didáctica personal o para la orientación o tutoria, también puede resultar interesante como instrumento de comunicación entre los docentes. El profesor puede contactar con otros profesores con intereses similares, compartiendo inquietudes, experiencias,…

* Listas de discusión. conferencias electrónicas. La segunda modalidad de correo electrónico no se refiere a la comunicación entre individuales sino de un individuo hacia un colectivo y de un colectivo a otro. Estas son listas o tableros de discusión sobre temas específicos, que pueden ser públicas o cerradas. Las listas de discusión públicas son espacios abiertos a cualquier persona que esté interesada en el tema; en cambio para acceder a las listas cerradas se requiere ser miembros “dados de alta” en el grupo.

Los alumnos de un curso, por ejemplo, pueden formar parte de una lista cerrada de debate sobre un tema concreto, donde cada alumno puede ir anotando sus reflexiones, preguntas, comunicar sus intereses, etc al resto de la comunidad educativa, como si se tratara de un tablón de anuncios. Cada usuario recibe todos los mensajes emitidos y contesta a aquellos que le sean de interés.

Otra de las posibilidades de utilización de estas listas es en forma de debate o conferencia, que puede ser moderada o no. El profesor, por ejemplo puede actuar de moderador, creando en primer lugar la conferencia o documento base para la discusión y canalizando, luego las intervenciones de los estudiantes, seleccionando aquellas que sean de interes para el grupo.

Entre las ventajas destacables para los dos tipos de correo electrónico podemos destacar que, los emisores de preguntas, tienen la oportunidad de enviar mensajes de forma instantánea sin necesidad de tener que apresurarse a decir algo antes de que el tiempo establecido para ello se consuma, así pueden analizar la información recibida y componer el mensaje cuidadosamente antes de ser emitido, con lo cual posibilita una mayor cualidad de discurso que en la comunicación directa.

En cuanto a la infraestructura mínima necesaria por parte del usuario para poder establecer estos tipos de conexión, es de un ordenador personal conectado a la red telefónica a través de un modem y un soft de conexiones adecuado.

 

° Hipertexto en red.

Otra forma de interacción es a través de las herramientas de hypertexto o hypermedia, en las cuales la información o contenido de un tema se encuentra repartido en pantallas o nodos. En principio, permite al usuario desde cualquier ordenador remoto acceder a la información o material presentado por la intitución que ofrece el curso, y una vez dentro, ir descubriendo la información que le sea relevante de acuerdo con los objetivos de su propio estudio. En estos tipos de programas el texto, solo texto si se trata de un hypertexto o texto acompañado de elementos gráficos, imágenes fijas o en movimiento, o elementos auditivos, se presenta, como se ha dicho la información repartida en pantallas que se encuentran conectadas, con lo cual el estudiante va accediendo a la información que le sea de interés y construyendo su propio itinerario, pudiendo adecuarse a su propio nivel o grado de dificultad, y con la posibilidad de añadir información y conexiones a la aplicación (Salinas, 1994; Bartolomé, 1994).

El World Wide Web (WWW) es un ejemplo de aplicación en hypermedia dentro de Internet, a través del cual toda institución o centro,que se haya dado de alta como servidor de WWW en Internet, puede crear sus materiales con esta herramienta y con ello permitir el acceso a los mismos desde cualquier ordenador remoto.

Las ventajas más destacables de la utilización del hypertexto o del hypermedia son: la posibilidad de acceder de forma rápida a la información, la existencia de variadas conexiones entre los puntos de información, un alto grado de control por parte del estudiante, la una traslación automática a otras aplicaciones de Internet, la posibilidad de combinar material didáctico remoto con materiales locales. Con estas herramientas el alumno tiene la posibilidad de seleccionar el material basándose en su interés, curiosidad, experiencia, necesidades de formación distribución de material para el curso, estudio adecuado a las características individuales del alumno, amplia y modifica las posibilidades de distribución del material a los alumnos, etc.

 

° El trabajo cooperativo

A partir de estas herramientas de comunicación se abre la posibilidad de realizar un trabajo en equipo. En el trabajo cooperativo basado en las redes de comunicación, varias personas, separadas por la distancia física o temporal, trabajan conjuntamente para la producción de un proyecto, estudio, investigación etc. Por ejemplo, los profesores o diseñadores de un curso pueden trabajar en el programa con su ordenador, sin necesidad de desplazarse de su propio lugar de trabajo. Actualmente este tipo de trabajo cooperativo se está llevando a cabo en numerosas organizaciones no gubernamentales y en grupos de investigación internacionales. El equipo se configura y trabaja en el ciberespacio, con lo cual prácticamente desaparecen las barreras físicas que limitan la configuración y el desarrollo del trabajo en cooperación.

 

° Videotex

El vídeotex interactivo es un sistema de comunicación bidireccional que permite al alumno acceder a la información, utilizando la red telefónica como nexo de unión. El acceso a la información es partir de un gran ordenador central donde se conectan otros ordenadores, servidores de vídeotex o terminales debidamente desarrollados para ello y conectados a la red telefónica comnutada. Es un servicio donde cualquier institución o individuo particular puede participar como proveedor y como usuario de la información, permitiendo un alto grado de interactividad.

Las posibilidades del videotex son numerosas, el acceso a información diversa, correo electrónico, acceso a bases de datos, etc.

Los alumnos de un curso concreto, a través del videotex pueden tener acceso a información diversa como por ejemplo: a la presentación e información general del curso; a una guia académica del curso que proporcione información sobre la estructura del curso, contenidos, objetivos y forma de conseguirlos; la posibilidad de utilización del correo electrónico para comunicarse con su profesor y con otros alumnos; el acceso a documentos complementarios para cada asignatura del curso; al material del curso; a bases de datos o librerias; la posibilidad de comunicación entre profesores que trabajan temas similares; y otros servicios informativos que la institución desee proporcionar.

 

  1. A modo de conclusión.

La utilización de las nuevas tecnologías de la comunicación y la información posibilita unas formas de comunicación entre profesores, institución educativa y alumnos, que no se ven limitadas por la localización física de estos. Todo ello, conduce a un replanteamiento del proceso de enseñanza-aprendizaje y a una nueva concepción de la formación abierta y a distancia que afecta tanto a la comunicación didáctica como a la información general sobre un curso (forma de administración y matriculación) como a la administración del curso (forma y tipo de distribución de materiales, etc). Ya que desde cualquier punto, a partir de la línea telefónica, un estudiante, o grupo de estudiantes, puede ser capaz de interconectar con otros individuos o grupos que se encuentran al otro lado de la línea telefónica, consultar una base de datos, hojear un archivo audiovisual, trabajar con un material específico de un tema concreto suministrado al otro lado de la línea telefónica.

En este artículo hemos centrado la atención en las características comunicativas de los medios para la educación a distancia, pero nuestro interés no se encuentra en el tema de las telecomunicaciones y sus posibilidades sino en aquellas aplicaciones que posibiliten la mejora de los sistemas de formación abierta y a distancia.

A lo largo de este trabajo hemos expuesto diferentes posibilidades de comunicación que permiten superar muchas de las limitaciones de la educación a distancia tradicional. La combinación de todas las posibilidades comunicativas que hemos citado, o de algunas de ellas, hace posible maximizar el acceso de los usuarios a la educación a distancia.

Para finalizar, destacar la importancia de diseñar e implementar sistemas de comunicación didáctica en la formación abierta y a distancia, independientemente de las posibilidades que ofrecen las telecomunicaciones, ya que estas aumentan diariamente en volumen, velocidad y posibilidades. Como profesionales de la educación, interesa saber aprovechar las posibilidades que estos canales ofrecen con tal de dar respuesta a verdaderas necesidades educativas.

 

Referencias Bibliográficas.

BARTOLOMÉ, A. (1994): Multimedia interactivo y sus posibilidades en educación. Pixel-Bit. 1.5-14

DESCY, D. (1993): All aboard the Internet. Tech Trends. V. 38, 1

GALLEGO, D. (1994): El medio telefónico desde una perspectiva pedagógica. Pixel- Bit. 2. 19-29

HOLMBERG, B. (1985): Educación a distancia: situación y perspectivas. Kapelusz. Buenos Aires

HOLMBERG, B. (1991): Distance education and the conversational paradigm. Education and Training Technology International vol. 28, 1. 71-73

MARTÍNEZ, F. (1994): Investigación y nuevas tecnologias de la comunicación en la enseñanza: el futuro inmediato. Pixel Bit, 2. 3-17

ROMISZOWSKI, A. (1990): Shifting paradigms in education and trainig: What is the connection wiht telecommunications? Education and Training Techonology International. vol. 27. 3. 233-237

SALINAS, J. (1994): Hypertexto e hypermedia en la enseñanza universitaria. Pixel Bit. 1. 15-29

SEVILLANO, M.L. (1990): Los medios de comunicación a distancia. Pixel Bit. 1. 45-62